Categoría: Ayuda

Cuando yo decía: Mi pie resbala, Tu misericordia, oh Jehová, me sustentaba.

A Jehová he puesto siempre delante de mí; Porque está a mi diestra, no seré conmovido.

Si anduviere yo en medio de la angustia, tú me vivificarás; Contra la ira de mis enemigos extenderás tu mano, Y me salvará tu diestra.

No temas, porque yo estoy contigo; no desmayes, porque yo soy tu Dios que te esfuerzo; siempre te ayudaré, siempre te sustentaré con la diestra de mi justicia.