11 de Noviembre: Aprendiendo A Esperar

Palabra:

“Bueno es Jehová a los que en él esperan, al alma que le busca. Bueno es esperar en silencio la salvación de Jehová” (Lamentaciones 3:25-26)

Apurado por llegar al trabajo, encuentras un enorme tráfico. Entrando de prisa al banco antes de que cierre, esperas en la fila. En el consultorio médico, debes aguardar mientras llega tu turno. Esperar, pero al mismo tiempo desear una rápida respuesta, creo que es el dilema al que nos enfrenta un mundo tan atareado como el de hoy.
Sin dudas que aprender a esperar, es una de las tareas que debemos perfeccionar en estos tiempos y más aún cuando nuestra fe en Dios requiere de una disciplinada paciencia para entender que en muchas ocasiones nos encontraremos conque sus tiempos no serán los que deseamos

Pero ¿cómo puedes esperar con gozo y con paz?, las Escrituras nos exhortan: “Bueno es esperar en silencio la salvación de Jehová” que gran verdad. Siempre que realmente esperamos en Él, es porque somos conscientes de que es el Señor el único que podrá salvarnos. Esperamos ser salvos de la soledad, de la enfermedad, del dolor, de la tristeza y las angustias. Esperamos encontrar la victoria, y el único camino a ella será caminando de su mano.

Por ello ante la pregunta: ¿cómo puedo esperar por los tiempos de Dios? puedes hacerlo, recordando que las maravillosas bendiciones que recibirás como resultado de tu paciencia, valdrán la pena y que ese resultado es parte de la misma historia: El grandioso plan que Dios ya ha diseñado para ti.

Oración:

Señor, fortalece mi espíritu en la certeza de que tus manos sostienen mi vida y de que procuras mi bien. Ayúdame a esperar con calma y tranquilidad, sabiendo que junto a Ti, siempre obtendré la victoria. Amén.

Comments

comments